5 maneras de ejercitar y fortalecer tu memoria

5 recomendaciones de entrenamiento para estimular la mente y mejorar tu memoria #salud #bienestar #ejercicio #enforma

El hecho de entrenar no solo hace maravillas con tu cuerpo sino que ayuda a tu cerebro a mantenerse fuerte y además, ejercita tu memoria. De hecho, la investigación sugiere que el ejercicio, de moderado a intenso puede ralentizar el envejecimiento del cerebro unos 10 años protegiendo la memoria y la capacidad de pensar.

Y¿cómo podemos conseguirlo? Mover el cuerpo exige mucho del cerebro. Desde el yoga ligero hasta el running moderado, el ejercicio activa una gran cantidad de neuronas que generan, captan y dan sentido a los mensajes repetidos y rápidos del sistema nervioso. Estas señales coordinan las contracciones musculares, la vista, el equilibrio y otros sistemas complejos del cuerpo.

Aquí tienes cinco maneras de mantener tu cerebro sano con la edad y prevenir enfermedades como la demencia, al mismo tiempo que mantienes a tu cuerpo en perfectas condiciones.


1.Sal a caminar

Según un estudio realizado por el Departamento de Ciencias del Ejercicio de la Universidad de Georgia, practicar ejercicio unos 20 minutos al día puede ayudar con el procesamiento de la información y las funciones de la memoria. Al dar un paseo enérgico durante aproximadamente una hora, dos veces por semana, harás bombear al corazón unos 120 minutos a la semana. Piensa en el poder del cerebro.


2.El ejercicio a primera hora

El entrenamiento matutino no sólo incrementa la actividad cerebral y te prepara para cualquier trabajo de ese día sino que también te ayuda a retener nueva información y potencia reacciones más positivas a situaciones complejas. Si no puedes entrenar por la mañana, no importa, hazlo en otro momento, cualquier ejercicio es mejor que ninguno. Recuerda, todo lo que es bueno para tu corazón es brillante para tu cerebro.


3.Entrenar cuatro horas después de aprender

La investigación muestra que entrenar cuatro horas después de aprender algo nuevo te ayuda a retener la información aprendida a largo plazo. Sin embargo, no es lo mismo si el entrenamiento se hace inmediatamente después de aprender algo. Se cree que tiene algo que ver con la liberación de catecolaminas, que son sustancias químicas que mejoran la consolidación de la memoria, pero la razón exacta de esta retención de la memoria aún no se conoce con precisión.


4.¡Baila!

Además de ayudarte a perder peso, te mantiene flexible, disminuye el estrés y haces amigos, el baile es uno de los mejores entrenamientos para el cerebro. Desde el swing al Zumba, entrenamientos que incorporan una coordinación de ritmo y estrategia junto con el cardio, puedes aumentar tu memoria y prevenir la aparición de la demencia a medida que envejeces. Esto es possible mediante la inversión de la pérdida de volumen en el hipocampo, la sección del cerebro que está a cargo de la memoria. Aprender pasos de baile es física y mentalmente exigente, por lo que los bailarines están constantemente maximizando las funciones del cerebro mediante la memorización y ejecución a través de pasos en las rutinas de baile.


5.Actívate

¿Vas al gimnasio solo? Planea un entrenamiento en circuito. Al mezclar actividades, mantendrás su ritmo cardíaco a tope mientras no pierdes de vista diferentes demandas físicas y mentales. Si no tienes tiempo para un entrenamiento adecuado y te sientes un poco cansado, prueba unos saltos para poner a tu corazón y a tu cerebro en marcha.

Categoría Etiquetas