Dulces saludables para este Halloween

No solo se piensa en Halloween como en la fiesta de los monstruos, las brujas y las películas de terror: también es la fiesta más conocida por sus dulces.

Seguro que recuerdas de niño el "Truco o Trato": pasear por tu barrio con todo tipo de disfraces espeluznantes con tu grupo de amigos (o padres reacios) y sentirte orgulloso de la cantidad de dulces que recopilabas.

Ya como adulto, es posible que no lo hagas y trates de mantenerlo de la manera más saludable posible para tus hijos. Es por eso que hemos "convertido" algunos de los favoritos de la temporada a versiones saludables.

¿El valor añadido? Puedes prepararlos con tus hijos y hacer de este un momento especial.


Plátanos fantasmas (salen 8 fantasmas pequeños)

Media tableta de chocolate negro
4 plátanos medianos

Derretir media tableta de chocolate negro en el microondas durante aproximadamente un minuto. Mezclarlo y repetir hasta que esté suave y cremoso. Pelar y cortar los plátanos por la mitad. Para darte un gusto extra, sumerge las puntas de los plátanos en el chocolate y déjalas enfriar. Con un palillo de madera gotea el chocolate en gotas pequeñas sobre una bandeja para el horno y deja que se enfríe. Intenta lograr que las gotas de chocolate tengan una forma puntiaguda. Presiona el chocolate en los plátanos y crea una cara de fantasma diminuta y deliciosa en cada uno de ellos.


Calabazas naranjas (salen 6)

6 naranjas
1 manzana
1 pera
Un puñado de uvas
1 plátano
1 puñado de frutos rojos

Coge una selección de tus frutas favoritas (manzanas, peras, plátanos, uvas, etc.). Lávala y córtala en trozos pequeños. Corta la parte superior de 6 naranjas y trínchala con una cuchara, eliminando la mayor cantidad de pulpa posible sin dañar la piel. Dibuja la forma de los ojos y la boca como lo harías con una calabaza de Halloween. Con un cuchillo recorta la forma en la piel y con una cuchara rellena las naranjas con tu ensalada de frutas.


Salsa de "Caramelo" (para 4)

4 manzanas
1 taza de dátiles Medjool
1 cucharadita de zumo de limón
¼ taza de leche de almendras
1 cucharada de aceite de coco
1 cucharadita de extracto de vainilla
¼ cucharadita de sal marina

Corta las manzanas en rodajas y resérvalas. Remoja los dátiles un par de horas y mézclalos hasta que estén listos. Mezcla todos los ingredientes hasta que la mezcla esté suave añadiendo sal al gusto.


¡Que lo disfrutes!

Categoría Etiquetas