¿Qué puede causar una pérdida de peso involuntaria?

¿Puede ser peligroso?

Casi todo el mundo experimenta fluctuaciones en el aumento y la pérdida de peso a lo largo de la vida. Es natural que tu peso fluctúe durante el año. Un par de quilos más o menos en la báscula es normal y no hay de qué preocuparse. Perder peso es a menudo una elección. Elegimos cambiar nuestra dieta y hábitos de ejercicio para sentirnos más saludables. Si hay una razón clara y saludable, entonces la pérdida de peso es normal.

Sin embargo, no es tan normal perder una cantidad significativa de peso sin una razón obvia. Deberías averiguar la pérdida de más del 5% del peso corporal en el transcurso de un período de tiempo de seis a doce meses sin ningún cambio evidente en tu dieta o actividad.

Pueden existir varias causas a la hora de perder peso, incluida la ingesta de alimentos, la medicación, el estilo de vida sedentario y las enfermedades. Ocasionalmente, el primer síntoma que evidencia algunas situaciones graves es la pérdida de peso. Otros síntomas generalmente se desarrollan en algún momento posterior. Además, algunas personas con pérdida de peso como primer síntoma, tienen en realidad, uno o más síntomas si se les pregunta acerca de ellos.

Deberías prestar especial atención si experimentas otros síntomas como:

• Cansancio
• Pérdida de apetito
• Un cambio en tus hábitos de aseo
• Un aumento de enfermedades o infecciones

Por esta razón, si has experimentado la pérdida de peso sin buscarlo, debes consultar a tu médico para determinar qué es lo que lo está causando.

La pérdida de peso involuntaria en personas mayores de 65 años se asocia con el aumento de morbilidad y mortalidad. Si tienes 65 años o más y has notado que has bajado de peso inesperadamente, consúltalo con tu médico.
La evaluación y las pruebas de un médico generalmente encontrarán la causa. Normalmente, el primer enfoque implicará un historial médico completo, un examen físico y análisis básicos de laboratorio.

A veces, si la evaluación básica resulta negativa, esperar y observar de uno a seis meses es el siguiente paso razonable. Tu peso se ve afectado por la ingesta de calorías, el nivel de actividad, la salud general, la edad, la absorción de nutrientes y los factores económicos y sociales.
El uso de medicamentos y la polifarmacia pueden interferir en el gusto o causar náuseas y no debería pasarse por alto.

El tratamiento debe enfocarse en la causa principal. Esto a menudo involucra a un equipo multidisciplinar que incluye dentistas, dietistas, terapeutas del habla u ocupacionales, fisioterapeutas y trabajadores de servicios sociales.


Referencias:
Bouras EP et al. Rational approach to patients with unintentional weight loss.Mayo Clin Proc. 2001 Sep;76(9):923-9.
Podolsky DK et al. Approach to the Patient with Unintentional Weight. LossYamada' s Textbook of Gastroenterology
McMinn J, Steel C, Bowman A. Investigation and management of unintentional weight loss in older adults. BMJ. 2011;

Categoría Etiquetas